Desde Infraestructura Escolar informaron que las tareas consistirán en el corte de pasto, la fumigación y la limpieza de los tanques de agua. También se avanza con refacciones y ampliaciones que habían empezado en diciembre, y su finalización dependerá del tamaño de las obras.

 

En la continuidad de los trabajos de acondicionamiento y refacción de las escuelas para el comienzo del ciclo lectivo 2017, en el Ministerio de Educación aguardarán hasta los primeros días de febrero para empezar con el corte de pasto y la fumigación. Actualmente avanzan con las ampliaciones de algunos establecimientos y la culminación de las mismas dependerá del volumen de las obras.
La finalización de las clases implica que las escuelas quedan vacías y también se presenta como el momento propicio para realizar los trabajos de refacción que generalmente son más difíciles de hacer cuando los estudiantes están presentes. Por eso en el Ministerio de Educación habían comenzado con las tareas de mantenimiento a fines de diciembre, de manera de poder llegar a tiempo para el 6 de marzo, fecha estipulada para el inicio de las actividades correspondientes a 2017.
Además de esto se planifican las tareas de limpieza y desinfección de los establecimientos, sobre todo teniendo en cuenta las enfermedades vectoriales que circulan en la zona, como el dengue, el zika y la chikungunya (ver página 5). Estas labores todavía no iniciaron, pero se tiene pensado que lo harán en febrero.
“Respecto a la limpieza de las escuelas, estamos preparando todo lo que sea fumigación, corte de pasto, higienización de los tanques (de agua) y también de los sanitarios; calculamos que para los primeros días de febrero”, comentó a El Litoral el director de Infraestructura Escolar, Roberto Monzón.
De esta manera, los trabajos coincidirán con la vuelta de los directivos y docentes, quienes deberán retornar a las aulas el viernes 10 y el lunes 13 de febrero respectivamente.