La historia de la panadería se viralizó por su incentivo a la educación de los jóvenes y causó gran repercusión entre todos los alumnos.

Los dueños del negocio advirtieron que la promoción estará vigente hasta la entrega de libretas y que hablarán con los directivos para que “nadie se pase de vivo”.

Los panaderos se inspiraron en la heladería Tuels que regaló un kilo de helado a los estudiantes que llevaron exámenes aprobados con 10.

 

cadena3.com