CORRIENTES 24HS

Noticias las 24hs

Juegos Olímpicos Tokio 2020: Pareto perdió pero se fue ovacionada

La argentina Paula Pareto cerró este sábado su carrera olímpica en Tokio con un diploma y el reconocimiento unánime de todos los presentes. A los 35 años, la judoca pidió disculpas por no poder traer una medalla a la Argentina.

La judoca argentina Paula Pareto afrontó su última lucha este sábado con una limitación física por un esguince de codo izquierdo y perdió ante la portuguesa Catarina Costa por waza-ari en un repechaje de la categoría y quedó sin chances de acceder a una medalla.

La medallista de oro en Río de Janeiro 2016 cerró así su carrera olímpica sin podio, pero con un diploma y un reconocimiento unánime de la comunidad deportiva, luego de disputar cuatro combates en Tokio 2020 y caer en el último, un repechaje por la pelea por la presea de bronce.

La «Peque» perdió con Costa, a quien abrazó y felicitó sobre el tatami del Centro Nippon Budokan, en un gesto de generosidad que postergó sus sentimientos por realizar su última intervención en los Juegos.

Al retirarse del espacio de lucha, la argentina se fundió en un sentido abrazo con su entrenadora Laura Matinel, soltó lágrimas de emoción y luego recibió el cálido saludo de las autoridades de la delegación argentina, entre ellas, el presidente del Comité Olímpico (COA), Gerardo Werthein.

Pareto, de 35 años, afrontó su última lucha en Tokio con una limitación física por el esguince de codo izquierdo que sufrió en la anterior derrota por ippon ante la japonesa Funa Tonaki, tercera del ranking mundial, en los cuartos de final de su división.

«Perdón por no hacerlos tan felices como en Río», declaró la deportista de 35 años. «Como a cualquier deportista, no me gusta perder, me entristece, pero no es tan malo un diploma olímpico. Objetivamente está bien», analizó en declaraciones a TyC Sports.

«Estoy muy contenta por todos los mensajes que recibí en esta semana, el cariño de la gente es algo que a mí me hace muy feliz. Me sentí muy querida y apoyada todos. No deja de sorprenderme», concluyó.

«Peque» también logró la medalla de bronce en Beijing 2008 y fue campeona mundial de su categoría (-48 kilos) en Astaná, Kazajistán, un año antes del mayor logro de su trayectoria en Brasil.

A esos logros le sumó una colección de medallas en el circuito internacional de judo, lo que redondeó una producción de 21 oros, 12 platas y 17 bronces en toda su campaña.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.