El Peque será 8 del mundo por primera vez en su carrera a partir del próximo lunes. En un mes se jugará el Masters 1000 de París y también buscará clasificar al ATP Finals de fin de año.

Finalmente el argentino Diego Schwartzman no logró alcanzar la final de Roland Garros. No porque no haya gozado de su mejor versión en París, sino porque en su camino se cruzó el español Rafael Nadal,amo y señor de la cancha Philippe-Chatrier, quien desplegó su enorme potencial para imponerse por 6-3, 6-3 y 7-6 y quedarse con el primer boleto a la final. Espera ahora por el ganador del duelo entre Stefanos Tsitsipas y Novak Djokovic.

Rafael Nadal le propinó la décima derrota en once enfrentamientos entre sí a Diego Schwartzman pero ese dato estadístico quedará a un lado para el argentino que vivió su semana soñada en Roland Garros. Luego de despedirse en la semifinal, la primera de Grand Slam en su carrera, el Peque ya piensa en el frenético cierre de año que tendrá: ubicado como 8 del mundo, intentará pisar firme en el Masters 1000 de París con el objetivo de sacar el boleto al ATP Finals.

El tenista de 28 años embolsó 425.250 euros (unos 500.000 dólares) en el Abierto Francés para firmar su mejor actuación histórica en un Grand Slam, hecho que le permitirá estrenarse como Top Ten a partir del próximo lunes cuando la ATP actualice su ranking. Será el 13° argentino en la historia del tenis en estar entre los diez mejores del mundo en algún tramo de su vida deportiva.

El campeón de tres títulos ATP (Estambul 2016, Río de Janeiro 2018 y Los Cabos 2019) llegó a Francia como 14° del escalafón mundial y saltó hasta el octavo lugar, en un cóctel perfecto entre sus magníficas actuaciones en el Masters 1000 de Roma y Roland Garros, además de las caídas previamente en Francia de Andrey Rublev (cuartos de final), Matteo Berrettini (tercera ronda) o Gael Monofils (en el debut) por citar a algunos de los deportistas que tenía adelante en el ranking hasta el inicio del Grand Slam sobre polvo de ladrillo.

El reconvertido calendario de la ATP por la pandemia tiene planificados dos torneos de envergadura a los que seguramente apuntará Peque: el Masters 1000 de París que repartirá 4.289.970 de euros entre todos sus participantes durante la primera semana de noviembre y el ATP Finals de fin de año.

El certamen que reunirá a los mejores 8 tenistas del año en Londres redujo considerablemente sus premios (de los 9.000.000 de dólares del 2019, a los 5.700.00 de esta temporada). Novak Djokovic, Rafael Nadal, Dominic Thiem y Daniil Medvedev son los cuatro tensitas que ya se aseguraron el boleto para el gran campeonato que se realizará del 15 al 22 de noviembre. Sin Roger Federer –ausente hasta 2021 por una lesión en la rodilla–, quedan cuatro puestos vacantes y el Peque tiene serias chances de apoderarse de uno de los pases a Londres tras sumar los 720 puntos que le dará la ATP por haber llegado a las semis de Roland Garros.

La batalla por los cuatro cupos disponibles la tendrá que dar contra el griego Stefanos Tsitsipas, el alemán Alexander Zverev, entre otros nombres destacados que hay en los primeros puestos del ranking mundial.