16 junio, 2024

Pagan hasta $15.000 por monedas de 25 centavos: cómo son y dónde venderlas

Los coleccionistas de numismática están en la búsqueda de esta particular moneda que cotiza por mucho más de su valor nominal.

Los coleccionistas de numismática suelen pagar una fortuna por distintas monedas o billetes que por alguna particularidad llaman la atención de quienes las buscan y son capaces de pagar una fortuna, como sucede con unas de 25 centavos que tienen una característica particular.

Tiempo atrás se descubrieron algunas monedas de 1 peso con errores que podían llegar a valer más de $30.000, pero ahora trascendió que sucede algo similar con unas de 25 centavos que cotizan más de $15.000.

Según los coleccionistas, la misma puede llegar a valer entre $15 mil y $25 mil, depende el comprador y también cómo sea la moneda que se busca. La que vale más que todas es de cuproníquel, un material compuesto por cobre y níquel, el cual no debería ser atraído por imanes.

Cabe remarcar que la particular moneda tiene que ser de 25 centavos, estar en buen estado, ser del año 1994 y estar imantada. Si cumple estas características podría llegar a valer hasta $15.000 en la plataforma de compra y venta de productos, Mercado Libre.

También el fenómeno se da con los coleccionistas de billetes que se dedican a buscar las variedades más extrañas, poco comunes o «raras» de todo el mundo. Y, entre ellos, uno de los más codiciados actualmente son los ejemplares de $500 con una particularidad por la que pagan hasta $230.000.

Una serie de billetes de $500 del diseño del yaguareté llamó la atención de los coleccionistas y se venden por una fortuna.

Estos ejemplares tienen un error en el marco inferior izquierdo, al costado del yaguareté bebe. Se trata de una flor con tres hojas que no corresponde al diseño original.

Para reconocerlos con mayor facilidad, hay que observar en detalle el número de serie. Estos billetes pertenecen a la serie «L» y su número ubicado en el extremo superior derecho es el “64643292 H». En Mercado Libre, los venden a diferentes precios, pero el más elevado fue de $230.000.