26 febrero, 2024

Valdés anunció que sucederá en Corrientes con los colectivos tras la quita de subsidios

El Gobierno provincial tomó una decisión sobre el servicio. Se viene un inminente paro.

El gobernador Gustavo Valdés anunció este sábado que sucederá en Corrientes con el sistema de transporte público tras la quita de subsidios por parte del Gobierno nacional. El servicio lo ocupan 200.000 correntinos.

«Declaramos la emergencia del sistema de transporte público en toda la provincia. Hay que sentarse a discutir cómo seguirá el servicio», dijo el mandatario.

Valdés no se mostró sorprendido por la quita de subsidios nacionales. «Lo venimos diciendo hace rato. Era algo que iba a suceder y más por el perfil de este gobierno nacional».

«Ahora hay que sentarse a analizar qué hacer con el servicio», insisto.

En Capital desde el viernes el boleto de colectivos tiene un costo de $590, el más caro del país, pero ese aumento se estableció con el subsidio nacional de por medio. Sin los fondos nacionales el kilómetro de recorrido en colectivos debería costar $2000, de acuerdo a las empresas prestatarias del servicio.

Todo indica que desde el jueves o viernes habrá paro de choferes en toda la provincia ya que reclaman un aumento salarial, que en esta situación parece inviable.

La declaración de emergencia del sistema de transporte público en Corrientes le permitiría al Gobierno provincial destinar recuerdos extras para financiar el servicio.

De acuerdo al presupuesto 2024, la Provincia debía destinar 1500 millones de pesos anuales al servicio y la Municipalidad, unos 700 millones.

La crisis del sector no es nueva ya que el 90 por ciento de los subsidios nacionales se lo llevaba el área metropolitana de Buenos Aires en detrimento de las provincias.

Es decir, se financia con recursos de todos los argentinos un boleto barato solo para esa zona del país.

Pero en todo el país rige una única escala salarial. Es decir, un chofer de Corrientes, Chaco o Salta debe cobrar lo mismo que los trabajadores del área metropolitana de Buenos Aires, empresas que reciben más financiación por parte del Gobierno nacional.

Desde marzo un chofer que recién se inicia en el trabajo debería cobrar un millón de pesos de salario básico.

Las empresas ya anunciaron que no podrán pagarlo. El paro de choferes sería inminente.

Fuente: El Litoral